«La juventud es gente motivada, receptiva y reivindicativa, con muchas cosas que decir»: María Hermida

«La juventud es gente motivada, receptiva y reivindicativa, con muchas cosas que decir»: María Hermida

La presencia y participación de los jóvenes es cada vez mayor en la dinámica y toma de decisiones de la Campaña Mundial de Educación (CME). Sus voces son una guía imprescindible para encaminar el accionar del movimiento. En el marco de la Asamblea Mundial Virtual que sesionó esta semana (23 – 25 de marzo), nuestro equipo tuvo la oportunidad de entrevistar a dos jóvenes participantes. María Hermida López es una de ellas, y en esta entrevista hablamos sobre el rol de la juventud en la educación.


¡Hola! ante todo te agradecemos por acceder a esta breve entrevista para conocer un poco más sobre los jóvenes que participan en la Asamblea Mundial Virtual de la CME. A continuación, las siguientes interrogantes:


Pregunta: ¿Cuál es tu nombre, qué edad tienes? ¿cuál es tu formación y país de procedencia?

Respuesta: Mi nombre es María Hermida López y tengo 19 años. Estudio Educación Social en la Universidad de Granada pero soy de A Coruña, Galicia, España.

P: ¿Has participado en anteriores ocasiones en alguna Asamblea de la CME? En caso afirmativo, ¿pudieras trasladarnos tu experiencia?; o de ser la primera vez, ¿pudieras contarnos cómo te insertaste en este espacio de diálogo por la Educación Mundial?


María Hermida, centro inferior en la foto.

R: No he participado con anterioridad en la Asamblea global de la CME, pero si que he participado en varias actividades relacionadas con la CME Galicia (España), como, por ejemplo, el curso de Activistas por el Derecho a la Educación. Este año he decidido presentarme para participar ya que me he involucrado de una manera más activa y más cercana con la Red Generación 21+ y la CME es una Campaña que lleva resonando en mi alrededor durante mucho tiempo y me pareció una oportunidad única el poder presenciar estas ponencias y darnos a conocer.


P: ¿Qué papel juega la juventud en la educación a nivel global?

R: La juventud juega un papel esencial porque es un símbolo de frescura y de acción, es gente motivada, receptiva y reivindicativa, con muchas cosas que decir. La presencia de estos en actos como la Asamblea Global de la CME es muy importante porque la juventud va a ser el futuro próximo, y será la que nos guíe. Por otro lado, tenemos que aprovechar las grandes aptitudes que tienen con el mundo tecnológico y las redes sociales, ya que puede ser una herramienta que juegue totalmente a su favor. La juventud está resaltando y brillando con diversos activistas por todo el mundo, es el momento de aprovechar esa oportunidad.


P: ¿Qué iniciativas o alternativas consideras pudieran sensibilizar a la opinión pública internacional sobre los retos y desafíos actuales de la Educación?

R: Todas las iniciativas que se me vienen a la cabeza tienen que ver con actos de calle, para tener un contacto directo con la gente, y en los que esté presente la cultura. Por ejemplo, actos en los que tenga que haber un juego de roles, como puede ser un teatro en la calle, dónde se trabaje la empatía desde el arte. También utilizar las redes sociales para conseguir una mayor difusión, dar visibilidad a diversas historias de vida mediante vídeos o publicaciones y que se hable. Al final, el objetivo de todo esto es que se hable y que no deje indiferente a nadie esta problemática.


P: Para finalizar: ¿Qué consejo darías a los jóvenes que están teniendo problemas con su educación o están perdiendo interés en ella, sobre todo en un contexto marcado por una pandemia mundial que ha paralizado la enseñanza en todo el planeta?

R: Mi consejo es que busquen algo que les motive e intenten incorporarlo a la educación, que se dé su tiempo y su espacio y que focalice en lo que realmente ahora le ilusiona. Estamos en un momento delicado y trabajar con la felicidad y la alegría es lo mejor que le puedo decir: que busque algo y mire dentro de la educación donde está su hueco, porque lo encontrará.